ATS, 10 de Marzo de 2015

Ponente:JESUS SOUTO PRIETO
Número de Recurso:1582/2014
Procedimiento:SOCIAL
Fecha de Resolución:10 de Marzo de 2015
Emisor:Tribunal Supremo - Sala Cuarta, de lo Social
 
ÍNDICE
CONTENIDO

AUTO

En la Villa de Madrid, a diez de Marzo de dos mil quince.

Es Magistrado Ponente el Excmo. Sr. D. Jesus Souto Prieto

HECHOS

PRIMERO

Por el Juzgado de lo Social Nº 7 de los de Madrid se dictó sentencia en fecha 20 de marzo de 2013 , en el procedimiento nº 912/12 seguido a instancia de D. Leoncio contra ALFONSO BENÍTEZ, S.A., sobre despido, que desestimaba la pretensión formulada.

SEGUNDO

Dicha resolución fue recurrida en suplicación por la parte demandante, siendo dictada sentencia por la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, en fecha 27 de enero de 2014 , que estimaba el recurso interpuesto y, en consecuencia, revocaba la sentencia impugnada.

TERCERO

Por escrito de fecha 8 de mayo de 2014 se formalizó por el Letrado D. Miguel Sánchez Domínguez en nombre y representación de ALFONSO BENÍTEZ, S.A., recurso de casación para la unificación de doctrina contra la sentencia de la Sala de lo Social antes citada.

CUARTO

Esta Sala, por providencia de 1 de diciembre de 2014, acordó abrir el trámite de inadmisión, por falta de contradicción. A tal fin se requirió a la parte recurrente para que en plazo de cinco días hiciera alegaciones, lo que no efectuó. El Ministerio Fiscal emitió el preceptivo informe en el sentido de estimar procedente la inadmisión del recurso.

RAZONAMIENTOS JURIDICOS

PRIMERO

El artículo 219 de la Ley Reguladora de la Jurisdicción Social exige para la viabilidad del recurso de casación para la unificación de doctrina que exista contradicción entre la sentencia impugnada y otra resolución judicial que ha de ser -a salvo del supuesto contemplado en el número 2 de dicho artículo- una sentencia de una Sala de lo Social de un Tribunal Superior de Justicia o de la Sala IV del Tribunal Supremo. Dicha contradicción requiere que las resoluciones que se comparan contengan pronunciamientos distintos sobre el mismo objeto, es decir, que se produzca una diversidad de respuestas judiciales ante controversias esencialmente iguales y, aunque no se exige una identidad absoluta, sí es preciso, como señala el precepto citado, que respecto a los mismos litigantes u otros en la misma situación, se haya llegado a esa diversidad de las decisiones pese a tratarse de "hechos, fundamentos y pretensiones sustancialmente iguales" ( sentencias, entre otras, de 7 de abril y 4 de mayo de 2005 , R . 430/2004 y R. 2082/2004 ; 25 de julio de 2007, R. 2704/2006 ; 4 y 10 de octubre de 2007 , R. 586/2006 y 312/2007 , 16 de noviembre de 2007, R. 4993/2006 ; 8 de febrero y 10 de junio de 2008 , R. 2703/2006 y 2506/2007 ), 24 de junio de 2011, R. 3460/2010 , 6 de octubre de 2011, R. 4307/2010 , 27 de diciembre de 2011, R. 4328/2010 y 30 de enero de 2012, R. 4753/2010 .

Por otra parte, la contradicción no surge de una comparación abstracta de doctrinas al margen de la identidad de las controversias, sino de una oposición de pronunciamientos concretos recaídos en conflictos sustancialmente iguales ( sentencias de 28 de mayo de 2008, R. 814/2007 ; 3 de junio de 2008, R. 595/2007 y 2532/2006 ; 18 de julio de 2008, R. 437/2007 ; 15 y 22 de septiembre de 2008 , R. 1126/2007 y 2613/2007 ; 2 de octubre de 2008, R. 483/2007 y 4351/2007 ; 20 de octubre de 2008, R. 672/2007 ; 3 de noviembre de 2008, R. 2637/2007 y 3883/07 ; 12 de noviembre de 2008, R. 2470/2007 ; y 18 y 19 de febrero de 2009 , R. 3014/2007 y 1138/2008 ), 4 de octubre de 2011, R. 3629/2010 , 28 de diciembre de 2011, R. 676/2011 , 18 de enero de 2012, R. 1622/2011 y 24 de enero de 2012, R. 2094/2011 .

Esta exigencia no se cumple en el presente recurso. En efecto, es objeto del actual recurso de casación para la unificación de doctrina dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid de 27 de enero de 2014 , en la que, con estimación del recurso deducido por el trabajador recurrente, se declara el despido improcedente con las consecuencias legales inherentes a tal declaración. El actor ha venido prestando servicios para la demandada desde el 1-2-2004, habiendo solicitado de la empresa una excedencia voluntaria por un período de dieciocho meses en fecha 16-12-2010, que le fue concedida en fecha 17-12-2010 hasta el 30-6-2012. Interesada la reincorporación, la empresa le comunica que examinado el informe de vida laboral, no accede a su solicitud de reingreso, al constatar que durante el periodo de excedencia había prestado servicios para otra empresa que se dedica a la misma actividad por aplicación del art. 48 del Convenio Colectivo General del Sector de limpieza pública, viaria, riegos, recogida, tratamiento y eliminación de residuos de limpieza y conservación de alcantarillado. La sala de suplicación y en contra del parecer del Juez a quo, señala que no resulta de aplicación al caso el Convenio general, sino el Convenio de limpieza viaria de Madrid Capital, al tratarse del convenio al que se sometieron las partes, y sin que el mismo contemple la pérdida del derecho al reingreso por prestar servicios para otra empresa que se dedique a la misma actividad que la empresa donde se solicitó y concedió la excedencia. Por lo tanto, la negativa al reingreso constituye un despido que debe calificarse como improcedente.

Disconforme la demandada con la solución alcanzada por la sala de segundo grado se alza ahora en casación para la unificación de doctrina denunciando la infracción del art. 48 del Convenio Colectivo del Sector de limpieza pública, viaria, riegos, recogida, tratamiento y eliminación de residuos de limpieza y conservación de alcantarillado, proponiendo como sentencia de contraste la dictada por la misma Sala de 24 de marzo de 2011 (rec. 4709/2010 ). En la misma se trata de un trabajador que ha venido prestando servicios para la misma mercantil que solicita una excedencia voluntaria por un período de dieciocho meses, y que, posteriormente, interesa igualmente una segunda excedencia, también por dieciocho meses que le fue concedida por el período comprendido entre el 16-1-2008 al 15-1-2010. El actor solicitó el reingreso, y la empresa contestó en sentido negativo su solicitud por haber prestado servicios para otra empresa dedicada a la misma actividad. La sentencia de instancia desestimó la demanda por despido, siendo dicho parecer compartido por la Sala de suplicación.

Ciertamente entre las sentencias enfrentadas dentro del recurso concurren evidentes puntos de contacto, pero un examen en detalle de las mismas evidencia que la contradicción en sentido legal es inexistente. Así, en la sentencia de contraste concurre un dato con insoslayable jurídica que hace quebrar la necesaria identidad, y es el relativo a que consta como hecho probado el dato relativo a que resulta de aplicación el Convenio Colectivo del sector de limpieza pública, viaria, riegos, recogida, tratamiento y eliminación de residuos y limpieza y conservación de alcantarillado (BOE 7/3/1996), cuyo art. 48 in fine dispone que "...durante el período de excedencia el trabajador no podrá prestar sus servicios en otro empresa que se dedique a la misma actividad. Si así lo hiciera, perderá automáticamente su derecho al reingreso...". Por el contrario, en la sentencia recurrida, ha sido objeto de debate el convenio que resultaba de aplicación, si el mencionado Convenio general, o, el Convenio Colectivo de Limpieza Pública Viaria de Madrid para los años 2010-2012 (BOCM 29/5/2012), que no contempla la pérdida del derecho al reingreso por prestar servicios en otra empresa que se dedique a la misma actividad, de ahí que afirmada la aplicación del Convenio de Madrid al constar que las partes se sometieron al mismo, no concurre divergencia doctrinal alguna que necesite ser unificada, en aras a los distintos convenios aplicables en cada caso, siendo palmario que el Convenio de Madrid no podía ser de aplicación al caso de contraste por obvias razones cronológicas.

SEGUNDO

Por lo razonado, no habiendo el recurrente formulado alegaciones en el trámite oportuno, y de conformidad con lo informado por el Ministerio Fiscal, procede declarar la inadmisión del recurso de acuerdo con lo establecido en los arts. 219 y 225 LRJS . Procede la pérdida del depósito constituido para recurrir y la imposición de costas.

Por lo expuesto, en nombre de S. M. El Rey y por la autoridad conferida por el pueblo español.

LA SALA ACUERDA:

Declarar la inadmisión del recurso de casación para la unificación de doctrina interpuesto por el Letrado D. Miguel Sánchez Domínguez, en nombre y representación de ALFONSO BENÍTEZ, S.A. contra la sentencia dictada por la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Madrid de fecha 27 de enero de 2014, en el recurso de suplicación número 1567/13 , interpuesto por D. Leoncio , frente a la sentencia dictada por el Juzgado de lo Social nº 7 de los de Madrid de fecha 20 de marzo de 2013 , en el procedimiento nº 912/12 seguido a instancia de D. Leoncio contra ALFONSO BENÍTEZ, S.A., sobre despido.

Se declara la firmeza de la sentencia recurrida, con imposición de costas a la parte recurrente y pérdida del depósito constituido para recurrir.

Contra este auto no cabe recurso alguno.

Devuélvanse los autos de instancia y el rollo de suplicación a la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de procedencia con certificación de esta resolución y comunicación.

Así lo acordamos, mandamos y firmamos.