Sentencia de TS, Sala 3ª, de lo Contencioso-Administrativo, 10 de Mayo de 2002

Contenido completo sólo para clientes

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS
Procedimiento:CONTENCIOSO - RECURSO DE CASACION
Ponente:D. AGUSTIN PUENTE PRIETO
Fecha de Resolución:10 de Mayo de 2002
Número de Recurso:7359/1998
Emisor:Tribunal Supremo - Sala Tercera, de lo Contencioso-Administrativo
RESUMEN

RECURSO DE CASACIÓN. SANCIÓN DISCIPLINARIA. EXPULSIÓN. COLEGIO DE ABOGADOS. La sentencia recurrida estimo el recurso contencioso administrativo, interpuesto, contra el Acuerdo del Consejo General de la Abogacía Española, por el que se le impuso la sanción de expulsión de dicho Colegio, por la comisión de una falta muy grave. Y en materia disciplinaria no podrán sancionarse los hechos que hayan... (ver resumen completo)

EXTRACTO GRATUITO

D. JESUS ERNESTO PECES MORATED. JOSE MANUEL SIEIRA MIGUEZD. ENRIQUE LECUMBERRI MARTID. AGUSTIN PUENTE PRIETOD. FRANCISCO GONZALEZ NAVARRO

SENTENCIA

En la Villa de Madrid, a diez de Mayo de dos mil dos.

Visto por la Sala Tercera (Sección Sexta) del Tribunal Supremo, constituida por los Magistrados Excmos. Sres. anotados al margen, el presente recurso de casación interpuesto por la Procuradora Dª Isabel Julia Corujo, en nombre y representación del Consejo General de la Abogacía Española contra la Sentencia de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (Sección 8ª) de 12 de mayo de 1998, sobre imposición de sanción de expulsión del Colegio de Abogados de Madrid a D. Gonzalo por comisión de una falta muy grave del art. 113. k) del Estatuto General de la Abogacía.

En este recurso de casación comparece como recurrida, la Procuradora Dª Carmen Giménez Cardona, en nombre y representación de D. Gonzalo

ANTECEDENTES DE HECHO

PRIMERO

- La Sección Octava de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, dictó con fecha 12 de mayo de 1998, Sentencia en el recurso contencioso-administrativo nº 472/96, cuya parte dispositiva es del tenor liberal siguiente: «FALLAMOS: Que ESTIMANDO el recurso contencioso-administrativo nº 472/96, interpuesto por la Procuradora Dña. Carmen Giménez Cardona actuando en nombre y representación de D. Gonzalo , contra el Acuerdo del Consejo General de la Abogacía Española de 2 de noviembre de 1995, que desestimó el recurso ordinario interpuesto contra Acuerdo de la Junta de Gobierno del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid de 2 de Junio de 1994, por el que se le impuso la sanción de expulsión de dicho Colegio, por la comisión de una falta muy grave del art. 113.k) del Estatuto General de la Abogacía, en aplicación del art. 116.1.6 de dicho Estatuto, debemos declarar y declaramos que las resoluciones impugnadas no son conformes a Derecho, y, en consecuencia las anulamos y dejamos sin efecto. Sin costas.»

SEGUNDO

- Notificada la anterior sentencia por la Procuradora Dª Isabel Julia Corujo, en nombre y representación del Consejo General de la Abogacía Española, se presentó escrito ante la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (Sección 8ª) preparando recurso de casación contra la misma. Por Providencia de fecha 17 de junio de 1998 la Sala tuvo por preparado en tiempo y forma el recurso de casación, emplazando a las partes para que comparezcan ante el Tribunal Supremo.

TERCERO

- Recibidas las actuaciones ante este Tribunal, la parte recurrente formuló escrito de interposición de recurso de casación, expresando los motivos en que se funda y suplicando "se dicte Sentencia que case y anule la recurrida, declarando conforme a Derecho el Acuerdo del Consejo General de la Abogacía Española de 2 de Noviembre de 1.995, que desestimó el recurso ordinario interpuesto contra el acuerdo de la Junta de Gobierno del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid de 2 de Junio de 1.994, por el que se impuso a DON Gonzalo la sanción de expulsión de dicho Colegio".

CUARTO

- Teniendo por interpuesto y admitido el recurso de casación por esta Sala se emplazó a la parte recurrida para que en plazo de treinta días formalice escrito de oposición, lo que realizó, oponiéndose al recurso de casación suplicando de la Sala "que presentado este escrito en tiempo y forma se sirva admitirlo, teniendo por formulada oposición al recurso de casación nº 3/7359/98, interpuesto por el Consejo General de la Abogacía, frente a la Sentencia de la Sección Octava del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, de 12 de mayo de 1998, recaída en los autos del recurso contencioso-administrativo nº 472/96, y previos los trámites preceptivos, dicte sentencia, por la que se desestime el recurso de casación confirmando en todos sus extremos la Sentencia recurrida".

QUINTO

- Conclusas las actuaciones, se señaló para votación y fallo audiencia del 9 de mayo de 2002, en cuyo acto tuvo lugar, habiéndose observado las formalidades legales referentes al procedimiento.

FUNDAMENTOS DE DERECHO

PRIMERO

- La sentencia recurrida contiene el fallo del siguiente tenor literal: «Que ESTIMANDO el recurso contencioso- administrativo nº 472/96, interpuesto por la Procuradora Dña. Carmen Giménez Cardona actuando en nombre y representación de D. Gonzalo , contra el Acuerdo del Consejo General de la Abogacía Española de 2 de noviembre de 1995, que desestimó el recurso ordinario interpuesto contra Acuerdo de la Junta de Gobierno del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid de 2 de Junio de 1994, por el que se le impuso la sanción de expulsión de dicho Colegio, por la comisión de una falta muy grave del art. 113.k) del Estatuto General de la Abogacía, en aplicación del art. 116.1.6 de dicho Estatuto, debemos declarar y declaramos que las resoluciones impugnadas no son conformes a Derecho, y, en consecuencia las anulamos y dejamos sin efecto. Sin costas.»

El fundamento de derecho primero de dicha sentencia contiene los siguientes antecedentes: a) El Juzgado de Instrucción nº 4 de Madrid instruyó sumario con el nº 118 bis/82 y, una vez concluso, fue elevado a la Audiencia Provincial de esta Ciudad, dictándose por la Sección segunda de la misma con fecha 12 de marzo de 1990, sentencia por la que se condenaba al hoy recurrente, por un delito de estafa, a la pena de cuatro años de prisión menor con la accesoria de suspensión de todo cargo público de profesión u oficio y derecho de sufragio durante el tiempo de la condena. Dicha condena fue confirmada por sentencia del Tribunal Supremo de fecha 4 de Diciembre de 1992. Los hechos base de dicha condena consistieron en que el Letrado durante el año 1981, había percibido la cantidad de 4.000.000 de pesetas como precio para conseguir la libertad provisional de un cliente, sin haber realizado actividad profesional alguna, sin encontrarse incorporado al Colegio de Abogados de Cádiz, valiéndose de engaños; b) Con ocasión de la publicación de dicha noticia en el diario "el Mundo" del día 8 de marzo de 1993, el Presidente de la Comisión Deontológica Profesional, el día 31 de marzo de 1993, solicita al Tribunal Supremo testimonio de dicha sentencia, siendo remitida con fecha 15 de abril de 1993. La Junta de Gobierno, en sesión celebrada el día 22 de julio de 1993, al considerar que la sentencia dictada por la Audiencia Provincial de Madrid contenía hechos probados de los que se desprenden indicios de responsabilidad deontológica, acordó la iniciación de expediente disciplinario contra el hoy recurrente, notificándose a éste el día 20 de agosto de 1993; c) El día 27...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS